Productores de guayaba de Taretan confían en Agricultura Sustentable

Taretan, Michoacán, a 17 de julio del 2020.- Productores organizados de guayaba de este municipio confían en el Programa de Agricultura Sustentable, impulsado por el Gobernador Silvano Aureoles Conejo. Dado los exitosos resultados de esta política pública incorporaron 32 hectáreas más al programa que ha venido revolucionando la agricultura, al recuperar la nutrición y fertilidad de los suelos.

Rubén Medina Niño, titular de la Secretaria de Desarrollo Rural y Agroalimentario (Sedrua), dio a conocer lo anterior tras comentar que la organización de las y los productores es la base fundamental para avanzar y mejorar la producción agroalimentaria en la entidad.

Puntualizó que cada día más productores se suman al programa que está innovando en el campo michoacano, gracias a la suma de esfuerzos entre la técnica, la ciencia y el empuje de hombres y mujeres que cada día se esfuerzan por llevar alimentos a las mesas de los consumidores, como es el caso de los integrantes de la Cooperativa Tanuavi.

De acuerdo con el Sistema de Información Agroalimentario y Pesquero (SIAP), en el municipio de Taretan se encuentran cultivadas 795 hectáreas que producen más de 8 mil toneladas del fruto, el año pasado decenas de hectáreas de este cultivo habían ingresado al programa, pero cada día más productores se inclinan por producir de manera orgánica, protegiendo el agua, suelo y aire.

Detalló que el personal de la Sedrua hizo entrega de los insumos agroecológicos del paquete tecnológico del Programa de Agricultura Sustentable. Refirió que este año se invierten 45 millones de pesos para incentivar más de 20 mil hectáreas.

Medina Niño destacó que la participación de grupos organizados como la cooperativa Tanuavi, son ejemplo y una oportunidad para que más productores puedan conocer y acercarse al programa que ha venido a incrementar la producción, bajar sus costos, y obtener frutos sanos e inocuos, pero además se recupera la fertilidad y nutrición de los suelos agrícolas, dejando a un lado los fertilizantes químicos.

A %d blogueros les gusta esto: